Categorías del Menú

Publicado por Activado Oct 19, 2013 en Destacado, Noticias

JUDIOS Y CATÓLICOS AFRONTAN LOS RETOS DE LA RELIGIÓN EN LA SOCIEDAD CONTEMPORÁNEA

JUDIOS Y CATÓLICOS AFRONTAN LOS RETOS DE LA RELIGIÓN EN LA SOCIEDAD CONTEMPORÁNEA

Ciudad del Vaticano, 18 octubre 2013 (VIS).

El Comité Internacional mixto Católico-Judío (ILC), foro oficial para el diálogo permanente entre la Comisión de la Santa Sede para las Relaciones Religiosas con los Judíos y el Comité Judío Internacional para Consultas Interreligiosas (IJCIC), ha celebrado su XXII reunión en Madrid, España, del 13 al 16 de octubre. La reunión estuvo presidida por Betty Ehrenberg, presidenta del IJCIC y por el cardenal Kurt Koch, presidente de la Comisión de la Santa Sede para las Relaciones Religiosas con los Judíos. Los trabajos se han centrado en el tema “Retos para la Religión en la Sociedad Contemporánea” y al final, de los mismos se ha publicado una declaración conjunta que toca diversos puntos.

“1.        Herencia Compartida. Judíos y cristianos comparten la herencia del testimonio bíblico de la relación de Dios con la familia humana en la historia. Nuestras Escrituras dan testimonio de que los individuos y los pueblos han sido llamados, enseñados, guiados y protegidos por la Divina Providencia. A la luz de esta historia sagrada, los católicos y los judíos participantes en la reunión han intentado responder a las nuevas oportunidades y las dificultades a las que se enfrentan la creencia y la práctica religiosa en el mundo actual .

2.         Libertad Religiosa. Alentados en nuestra tarea por la preocupación que expresa el Papa Francisco por el bienestar universal de todos, especialmente los pobres y los oprimidos, compartimos la creencia en la dignidad dada por Dios a cada persona. Para ello es necesario que cada persona goce de plena libertad de conciencia y de libertad de expresión religiosa, individual e institucionalmente , en privado y en público . Deploramos el abuso de la religión, la utilización de la religión con fines políticos. Tanto judíos como católicos condenan las persecuciones por motivos religiosos.

3.         La persecución de los cristianos. La ILC recomienda a la Comisión Vaticana para las Relaciones Religiosas con los Judíos y a la IJCIC que aúnen sus esfuerzos para contrastar las situaciones de persecución de las minorías cristianas en todo el mundo a medida que surjan, para llamar la atención sobre estos problemas y apoyar los esfuerzos para garantizar la plena ciudadanía a todos los ciudadanos, independientemente de su identidad religiosa o étnica en Oriente Medio o en cualquier otro lugar y alienta los esfuerzos para promover el bienestar de las comunidades cristianas y judías minoritarias en todo Oriente Medio.

4.         El resurgir del antisemitismo. Como el Papa Francisco ha dicho en repetidas ocasiones “un cristiano no puede ser un antisemita”. Animamos a todos los líderes religiosos a continuar alzando la voz contra este pecado. La celebración del 50 aniversario de ‘Nostra Aetate’ en 2015 es un momento privilegiado para reafirmar la condena del antisemitismo. Instamos a que las enseñanzas antisemitas se eliminen de la predicación y de los libros de texto en todo el mundo . Del mismo modo, cualquier expresión de sentimiento anticristiano es igualmente inaceptable.

5.         Educación. Recomendamos que todos los seminarios judíos y católicos incluyan instrucción sobre ‘Nostra Aetate’ y los documentos posteriores de la Santa Sede incorporando ese texto a sus planes de estudio. Hay que enseñar a las nuevas generaciones cómo ha cambiado esa declaración las relaciones entre judíos y católicos.

Frente a estos desafíos, los católicos y los Judíos renovamos nuestro compromiso de educar a nuestras comunidades respectivas en el conocimiento y el respeto por el otro”.